WebTower Bridge

Dirección: Tower Bridge Rd.

Metro: Tower Hill Station

Horario: Abril a Septiembre: 10:00 a 17:30 Octubre a Marzo: 09:30 a 17:00

Precios: Adultos 9£, Niños (5-15) 3,90£, Mayores 60 6,30£.

Hay precios especiales para familias dependiendo del número de miembros: 1 Adultos+2 Niños – 14,10£ 2 Adultos +1 Niño – 18£ 2 Adultos+2 Niños – 20,30£ 2 Adultos + 2/3 Niños – 22,50£

Consejos para ahorrar: Si has comprado el London Pass, el Tower Bridge está incluido.

Si tuviera que elegir una sólo imagen para identificar la ciudad de Londres, elegiría la del Tower Bridge, con su dos grandes torres  y los laterales pintados de azul turquesa atravesando el Támesis.

Me encantan los puentes y este, además de ser el más famoso de Londres, para mi es uno de los más bonitos, no te cansas de fotografiarlo, es tan fotogénico que da igual por que lado le pilles, ¡¡¡siempre sale bien!!!

HISTORIA DEL TOWER BRIDGE

En el siglo XIX Londres se hallaba en pleno desarrollo comercial y se hizo necesario crear otro paso en el Támesis en la zona dónde estaba la Torre de Londres (de ahí su nombre), pero el puente no podía ser fijo como los otros, porque sino impediría el tráfico fluvial hacia el puerto.

En 1876 se convoca un concurso para la construcción del puente al que se presentan más de 50 propuestas, tardaron varios años en decidirse y finalmente en 1884 el proyecto de Horace Jones es el que queda ganador.

El Tower Bridge es un puente levadizo de 244 metros de largo y 7 metros de ancho. Esta formado por dos torres de 65 metros de alto, con una distancia entre ellas de 61 metros, están unidas por una pasarela que se levanta para permitir el paso de los barcos.

La maquinaria original que permitía que el puente se levantara, era una máquina hidráulica impulsada a vapor utilizada todavía hoy en día, aunque más modernizada, en vez de agua se utiliza aceite, y el mecanismo hidráulico se ha sustituido por uno eléctrico.

La construcción del Puente de la Torre duró 8 años hasta 1894, fecha en la que el puente fue inaugurado.

Su pasarela superior permaneció abierta hasta 1910, fecha en la que se cerró, los motivos fueron varios, por un lado los peatones no la utilizaban mucho, sobre todo por todas las escaleras que había que subir, eso hizo que prostitutas y ladrones lo utilizaran para sus respectivos “negocios” convirtiendo la parte superior del puente en una zona sórdida y peligrosa.

En 1982 se volvió a abrir, esta vez como reclamo turístico de la ciudad.

VISITA EL TOWER BRIDGE

Por supuesto, además de cruzar el puente por la pasarela inferior de uno al otro lado, el Tower Bridge se puede visitar, algo que te aconsejo, porque además de la exposición, las vistas son espectaculares y merece la pena gastar algunas libras para poder disfrutarlas.

La visita comienza en la Torre Norte, dónde conocerás la historia completa de la construcción del puente, desde la creación del proyecto hasta su finalización. A través de las pasarelas tendrás las mejores vistas de Londres que puedes imaginar y disfrutar de la última de sus modificaciones un suelo de cristal de 11 metros de largo y dos metros de ancho situados a 42 metros de altura que permiten ver Londres a tus pies, el lugar dónde está situado te dejan ver como se levanta el puente desde el mejor sitio.

Si quieres ver levantarse el puente, consulta los horarios aquílos horarios se publican con dos meses de antelación, haz coincidir tu visita con ese momento si puedes, no te arrepentirás.

La visita finaliza en la sala de máquinas, dónde está la maquinaria original que permitía izarse al puente.

Las entradas para visitar el Tower Bridge las puedes comprar aquí, además de la entrada general, también tienes varios tour disponibles, tour privados y nocturnos, este tipo de tour hay que reservarlos por anticipado enviando un correo electrónico a enquiries@towerbridge.org.uk, hay que solicitarlo con al menos dos semanas de antelación y hay que pagar anticipadamente.

Recuerda que si compras la tarjeta London Pass la entrada está incluida.

CURIOSIDADES DEL TOWER BRIDGE

La gran mayoría de los mortales solemos confundir el Tower Bridge con el London Bridge y nos referimos a este puente del que hablamos como el Puente de Londres, pero no, el puente de Londres, no es el puente de las Torres, eso sí, es el segundo puente más famoso de la ciudad, y el más antiguo.

Hablando del Puente de Londres, hay una historia que cuenta que un americano llamado Robert P. McCulloch, presidente de una compañía petrolera, compró el Puente de Londres el 18 de Abril de 1868 por 2,5 millones de dólares, pensando que estaba comprando el Tower Bridge (vaya despiste, por cierto).

El puente se trasladó piedra a piedra hasta Lake Havasu City en Arizona, dónde se reconstruyó, aunque no todas las piedras pudieron ser movidas a su nueva ubicación por el alto coste del transporte y de los impuestos de exportación. Aquí están las fotos del London Bridge en Arizona

En el sitio dónde estaba el antiguo London Bridge, se construyó el nuevo puente, que es el que podemos ver ahora.

Al cruzar el Tower Bridge, si te fijas verás que camuflada entre las farolas, hay una chimenea, pintada del mismo color que las farolas.

La chimenea está conectada con una sala situada bajo los andamios, dónde había un fuego de carbón que servía para que los guardias no pasaran frío.

Chimenea Tower Bridge

Y si quieres disfrutar de las mejores vistas del Tower Bridge y hacer las mejores fotos, tendrás una vista magnifica desde la Torre de Londres (London Tower).

Los mejores tour y excursiones de Londres

¿Quieres conocer más tour? Aquí tienes más información

Y no olvides comprar tu London Pass

Reserva ahora tu hotel en Londres al mejor precio

 

Booking.com

Tower Bridge Londres